Persona Cerdo Rosa visita Edimburgo, Escocia…

Tomo te con leche, la puerta del salón de ensayos dice algo que nos tranquiliza,el teatro parece un laberinto...habitamos la constante obsesión de escribir el mundo para sobrevivirlo... ¿Qué es lo que gritan las aves que sobrevuelan mi cabeza?  

Memorias de Madrid….

Desde el tren visitamos una ciudad amarilla... nos sorprendieron luego las calles estrechas. Nos mordieron la punta de los dedos las jicoteas del retiro y en lavapiés tomamos jugo de Baobab y pensamos en El Principito... Goya volvió a decirnos aquello de los sueños y tuvimos que hacer más de un minuto de silencio frente... Leer más →

Dibujos en el polvo (I)

Una construye una casa nueva sobre una casa vieja cuando no le cabe el alma en las paredes agrietadas o cuando siente que el agua que le limpia las ideas se queda turbia y estancada porque no baja por tuberías muy viejas ... Una vive en una casa que es de otros y pasa muchos... Leer más →

Cartografías (III)

Él huele a frutas con cardamomo. Un día me llevó a conocer los largos corredores de madera en los que los árboles históricos dejan caer sus retoños de escudos familiares. Mientras caminábamos sentí el aroma de las marionetas del teatro infantil y me dieron ganas de escribir una ópera. A veces, él y yo coincidimos... Leer más →

Amarillo junto a Vigilia

Conocí una vez a un hombre que me contó una historia: cierto día un anciano se encontró consigo mismo. No pude comprenderlo hasta que conocí al otro y el otro estuvo a punto de morir. Decidí recordar al que me contó la fábula por primera vez. Su nombre: Jorge Luis Borges. Su regalo: un banco en el centro de la Vigilia.

Cartografías (II)

...en la esquina del mundo uno encuentra siempre historias que contar... a veces esas historias,como las de los baños, juegan a travestirse... el perro y su dueño se sentaron a pensar en el futuro y tuvieron opiniones encontradas, la mujer dejó sobre las piedras el orgullo y ella,calma como las gaviotas con la barriga llena, le devolvió una botella sin mensajes y una carta que nunca cruzó el mar...

Cartografías (I)

Cuando me acuesto en la cama siempre siento que debería estar acostada sobre otro cuerpo,o que otro cuerpo debería estar acostado sobre el mío... anoche soñé tus palabras en el cuerpo de texto de un correo electrónico...era tan clara la imagen de recorrer con mis ojos tus letras como la ilusión de recorrer tu piel... Leer más →

“Estas no son frituras de malanga”

El título es una alegoría... Anoche escuché el sonido del cañonazo por primera vez desde el sitio en el que vivo,nunca en los últimos dos años lo había escuchado desde allí. Siempre a las 9 de la noche se dispara desde la fortaleza de San Carlos de La Cabaña en La Habana una salva de... Leer más →

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑